Ir al contenido

14 octubre, 2011

Perú: Promoverán derogatoria de ley de transvase del Marañón y proponen destinar recursos a hidroeléctrica en la amazonía

Río Marañón Lima. Las cámaras de comercio de San Martín y Loreto saludaron ayer que el Ejecutivo impulse la derogatoria de la Ley 29760, que promueve el transvase del río Marañón y el represamiento de las aguas del río Huallaga, por carecer de sustento técnico.

 

Coincidieron en señalar que antes de emitir alguna ley es necesario realizar estudios técnicos y tomar en cuenta la opinión de las autoridades regionales y de la población directamente involucrada.

 

El presidente de la Cámara de Comercio y Producción de San Martín-Tarapoto, Alexander Albán Alencar, sostuvo que la referida ley no contaba con justificación técnica y no generaba ningún beneficio para la Amazonía.

 

Propuso que los recursos previstos para realizar las obras del transvase del río Marañón sean invertidos en la construcción de una gran central hidroeléctrica en la Amazonía.

 

Ello significará, en un corto plazo, la instalación de nuevas empresas o fábricas en la zona, evitando así el colapso del actual sistema de suministro eléctrico que ya es insuficiente.

 

El titular de la Cámara de Comercio, Industria y Turismo de Loreto, Víctor Valdivia Barberis, indicó que la Ley 29760 implicaba que durante cuatro meses al año se le quitasen recursos hídricos a la Amazonía, motivando el desplazamiento obligatorio de un importante porcentaje de pobladores.

 

“Estamos de acuerdo con la derogación de esta ley, porque no traía beneficios para la selva, y creemos que si en un futuro se decidiera presentar un proyecto se debe conversar y negociar con la región involucrada”, enfatizó.

 

Las cámaras de comercio de la Amazonía señalaron hace varias semanas, a través de un comunicado, que la referida ley afectaría el potencial hidroenergético de San Martín y Amazonas (aproximadamente de 10,000 MW), lo que conllevaría a un menor canon energético.

 

También indicaron que el proyecto multimodal IIRSA Norte se vería seriamente afectado, porque se pondría en riesgo la operatividad del puerto de Yurimaguas, en Loreto.

 

Ello perjudicaría el desarrollo de actividades importantes como el transporte terrestre y fluvial, la agroindustria, la agricultura, la actividad forestal, el ecoturismo y la biodiversidad de la Amazonía, donde habitan más de dos millones y medio de pobladores.

 

Fuente

Entradas relacionadas

¿Qué opinas?, deja tu comentario.

(required)
(required)

Nota: Se permite código HTML. Tu correo electrónico nunca será publicada.

Subscríbete para comentar