Ir al contenido

19 julio, 2015

2

Un súpercable de alta tensión enterrado entre España y Francia

¿Un cable de alta tensión enterrado de 65 km de longitud capaz de transportar 2 GW? Estas cifras de récord forman parte de un proyecto pionero, no sólo en cuanto a su cable protagonista, sino en otros muchos aspectos. Por ejemplo, es la primera primera vez que se utiliza en Europa en un enlace eléctrico de esta potencia la tecnología VSC (Voltage Source Converter), capaz de convertir rápidamente la corriente alterna en corriente continua. Nos referimos al proyecto de la conexión de Francia y España que atraviesa los Pirineos inaugurado el pasado 20 de febrero. Veamos a fondo este súper cable.

 

Detalle del cable de la interconexión entre España y Francia

Detalle del cable de la interconexión entre España y Francia


 

El cable es del tipo HVDC (High Voltage Direct Current, en sus siglas en inglés) extruido y terrestre. Cuenta con la mayor potencia nominal (2 GW) y la tensión más alta (± 320 KV) para un cable de esta tipología listo para una operación comercial.

 

Además, es la primera vez que se utiliza el aislamiento XPLE (polietileno reticulado) en un cbale con este nivel de potencia.

 

El fabricante del cable, Prysmian Group, recibió el encargo de Inelfe, empresa conjunta entre el operador de la red española Red Eléctrica de España (REE) y el operador francés de la red Réseau de Transport d’Electricité (RTE), por un valor total de más de 90 M€.

 

Se trata de un encargo llave en mano que incluye la ingeniería, producción e instalación de 2.000 MW en circuitos bipolares a lo largo de una ruta terrestre 64 kilometros (con 8,6 kilometros de longitud y 3,5 metros de diámetro en un túnel construido especialmente a través de los Pirineos para albergar los cables), entre las subestaciones en Baixas (cerca de Perpignan, en Francia) y Santa Llogaia (cerca de Figueres, en España).

 

Los 252 km de cables fueron fabricados en Gron (Francia) – uno de los centros de excelencia del Grupo de los cables de alta tensión extra – que utilizan líneas de producción especialmente acondicionadas y sistemas que permitían la producción de longitudes de cable muy largos (aproximadamente el doble de la industria de la manipulación promedio) y, en consecuencia, una reducción sustancial del tiempo y los riesgos en general la ejecución del proyecto.

 

¿Qué permitirá este enlace por cable?
 

Este enlace por cable aumentará sustancialmente la capacidad de transmisión entre Francia y España. De hecho, la duplicará de 1.400 a 2.800 megavatios (MW), equivalente a la salida de tres plantas nucleares.

 

De esta manera, mejorará la diversificación de las fuentes y la seguridad de suministro, así como la mejora de la integración del mercado de la electricidad en el suroeste de Europa. Para España, en particular, el proyecto aumentará la estabilidad del sistema de la red.

 

Las estaciones conversoras
 

Como hemos dicho, nos encontramos ante una línea de corriente continua de 320 kV de tensión. La apuesta por la corriente continua no es por casualidad. Responde a un doble motivo técnico: por un lado, con este tipo de corriente se reducen las pérdidas eléctricas durante el transporte subterráneo y, por otro, debido a las propias características técnicas (línea subterránea y longitud de 64,5 km).

 

Esto supone la necesidad de estaciones conversoras en cada extremo de la línea. De este modo, se han construido dos estaciones conversoras, una en Santa Llogaia (España) y otra en Baixas (Francia), a través de las cuales se realizará la conversión de corriente alterna a continua y viceversa. Cada estación cuenta con más de 5.400 módulos de potencia para la conversión.

No en vano, la mitad de los 700 millones de euros del presupuesto del proyecto se han invertido en estas estaciones de Siemens, que pueden cambiar rápidamente la dirección del flujo y permitir que se ejecute durante kilómetros sin pérdida de potencia.

 

Novedad tecnológica mundial
 

Antes nos referíamos a la tecnología utilizada para convertir la corriente continua en corriente alterna (y viceversa), que se denomina VSC (Voltage Source Converter). Es una tecnología muy reciente e innovadora, que facilita la inversión del sentido de la corriente y el restablecimiento del suministro tras un corte de corriente eléctrica. La tecnología VSC ha demostrado ya su eficacia, pero nunca antes había sido utilizada para un enlace eléctrico de una potencia como la prevista para la interconexión, por lo que el proyecto de Inelfe es una novedad tecnológica mundial.

 

La puesta en marcha de la línea de alta tensión
 

La inauguración oficial de la conexión de alta tensión España-Francia fue el pasado 20 de febrero, fecha a partir de la que la línea se someterá a unos meses de pruebas antes de que entre comercialmente en funcionamiento en junio de 2015.

 

Cabe destacar que la capacidad de interconexión franco-española se eleve aún más a 5 000 MW gracias a un segundo cable que está planeado construir bajo el agua a lo largo del lado oeste de los Pirineos Se espera que entre en funcionamiento a partir de 2020.

 
Fuente: voltimum.es

Entradas relacionadas

2 Comentarios Publica un comentario
  1. avatar
    Alberto Soler
    Jul 22 2015

    Me parece muy bueno porque disminuye los niveles de perdidas a nivel de transmision

    Responder
  2. avatar
    Jesús Herrera
    Jul 20 2015

    Genial, ahora a mejorar la capacidad de transporte para BT.

    Responder

¿Qué opinas?, deja tu comentario.

(required)
(required)

Nota: Se permite código HTML. Tu correo electrónico nunca será publicada.

Subscríbete para comentar